ESPECIAL SAGRADO CORAZÓN DE JESÚS

Oración al Sagrado Corazón de Jesús

¡Oh Sagrado Corazón de Jesús!

Fuego que enciende mis venas

y abre mi corazón en tu nombre

puerta de amparo al que sufre,

refugio de la Palabra que es perseguida.


Verdad que palpita como voz intensa

como grito en el silencio que clama por tu justicia.

Soy hijo e hija de tu amor inmenso

cúbreme siempre con el calor de tu misericordia.


Corazón de Jesús,

enciende el fuego de mis deseos

por una vida mejor, por un país mejor,

por un mundo mejor…

Haz de mí una herramienta de tu amor

como sonido continuo

en la melodía de un canto celestial

amparado en el Principio y Fundamento de tu amor.

Amén

Sagrado Corazón de Jesús

En Ti confío

 

En el mes dedicado al Sagrado Corazón de Jesús,

compartimos nuestras publicaciones dedicadas a esta devoción muy significativa en la Iglesia que se orienta al amor con que Dios nos amó por medio de Jesucristo.

Acceda a nuestras publicaciones AQUÍ

 




...

Imagen: Sagrado Corazón de Jesús, réplica de la imagen del Altar Mayor de la Parroquia de San Pedro y Santuario Arquidiocesano del Corazón de Jesús que es llevada en procesión por las calles de Lima en las fiestas del mes de junio.

Oración de Consagración del mundo al Sagrado Corazón de Jesús - Papa León XIII

 


El papa León XIII, consagró todo el género humano al Sagrado Corazón y en la encíclica Annum Sacrum , del 25 de mayo de 1899, indicó que esa consagración se hiciese el 11 de junio de 1900 en la iglesia principal de todas las poblaciones utilizando la fórmula por él aprobada y publicada en el Acta Apostolicae Sedis a continuación de la encíclica[1]​.


Dulcísimo Jesús, Redentor del género humano, miradnos humildemente postrados delante de vuestro altar; vuestros somos y vuestros queremos ser: y a fin de poder vivir más estrechamente unidos con Vos, todos y cada uno de nosotros espontáneamente nos consagramos en este día a vuestro sacratísimo Corazón. Muchos jamás os han conocido: muchos, despreciando vuestros mandamientos, os han desechado. 
Oh Jesús benignísimo, compadeceos de los unos y de los otros, y atraedlos a todos a vuestro Corazón sagrado. 
Oh Señor, sed Rey, no sólo de los hijos fieles que jamás se han alejado de Vos, sino también de los pródigos que os han abandonado: haced que vuelvan pronto a la casa paterna, por que no perezcan de hambre y de miseria. 
Sed Rey de aquellos que por seducción del error o por espíritu de discordia, viven separados de Vos: devolvedlos al puerto de la verdad y de la unidad de la fe, para que en breve se forme un solo rebaño bajo un solo Pastor. 
Sed Rey de los que permanecen todavía en la antigua superstición de los pueblos, y no rehuséis sacarlos de las tinieblas y trasladarlos a la luz y reino de Dios. 
Conceded, oh Señor incolumidad y libertad segura a vuestra Iglesia; otorgar a todos los pueblos la tranquilidad en el orden: haced que del uno al otro confín de la tierra no resuene sino esta voz: Alabado sea el Corazón divino, causa de nuestra salud; a Él se entonen cánticos de honor y de gloria por los siglos de los siglos. 
Amén.



[1]​Acta Apostolicae Sedis: https://www.vatican.va/archive/ass/documents/ASS-31-1898-99-ocr.pdf



...

Imagen: Sagrado Corazón de Jesús, altar mayor de la Parroquia San Pedro y Santuario Arquidiocesano del Corazón de Jesús - Jesuitas.

Ofrecimiento Diario - Orando con el Papa Francisco en el mes de JUNIO 2024: Por los que huyen de su país

 

 



RED MUNDIAL DE ORACIÓN DEL PAPA
APOSTOLADO DE LA ORACIÓN

INTENCIONES DEL PAPA PARA EL MES DE JUNIO




OFRECIMIENTO DIARIO

Padre Bueno, sé que estás conmigo.
Aquí estoy en este nuevo día.
Pon una vez más mi corazón
junto al Corazón de tu Hijo Jesús,
que se entrega por mí y que viene a mí en la Eucaristía.
Que tu Espíritu Santo me haga su amigo y apóstol, 
disponible a su misión de compasión.
Pongo en tus manos mis alegrías y esperanzas,
mis trabajos y sufrimientos, todo lo que soy y tengo,
en comunión con mis hermanos y hermanas de esta red mundial de oración.
Con María te ofrezco mi jornada por la misión de la Iglesia y por la intención de Oración del Papa para este mes:

«Oremos para que los migrantes que huyen de las guerras o del hambre, obligados a viajes llenos de peligro y violencia, encuentren aceptación y nuevas oportunidades de vida en sus países de acogida..»

AMÉN




ORACIÓN

Padre amoroso, que acoges a todos tus hijos e hijas: Te pedimos hoy por los migrantes que huyen de las guerras o del hambre. Que encuentren aceptación y nuevas oportunidades de vida en sus países de acogida. Porque la acogida es una expresión del amor, de ese dinamismo de apertura que nos impulsa a poner la atención en el otro, a buscar lo mejor para su vida. Pero sabemos que, con frecuencia, el inmigrante es visto como un usurpador que no ofrece nada, y, así, llegamos a pensar ingenuamente que los pobres son peligrosos o inútiles y que los poderosos son generosos benefactores. Enséñanos a ser Iglesia “hospital de campaña” a vivir cada vez mejor la acogida, a promover una cultura de la acogida, que proteja e integre; a pensar y gestar un mundo abierto, a tener como criterio no la utilidad del otro, sino el valor en sí que la persona representa. Y que los distintos países del mundo sean capaces de pensar no sólo como país, sino también como familia humana, porque sólo una cultura social y política que incorpore la acogida gratuita podrá tener futuro. Amén.


Padre Nuestro…

Ave María...

Gloria...

Amén




VIDEO DEL PAPA







LUEGO DEL OFRECIMIENTO DIARIO
RECEMOS DURANTE LA MAÑANA, EL DÍA Y POR LA NOCHE


ENLACES AQUÍ

DESCARGUE EN PDF LAS ORACIONES
Revista virtual RED MUNDIAL DE ORACIÓN DEL PAPA, JUNIO 2024, Nº92.
AQUÍ.



INTENCIÓN DEL MES


Papa Francisco: “El que acoge a un migrante, acoge a Cristo”
En la edición de junio de El Video del Papa, Francisco invita a rezar por la situación de los migrantes, que huyen de las guerras o del hambre, para que “encuentren aceptación y nuevas oportunidades en la vida”.
“Por los que huyen de su país” es la intención de oración de Francisco en El Video del Papa de junio que difunde la Red Mundial de Oración del Papa. 

El videomensaje -realizado con la colaboración de Tele VID y con el apoyo del Dicasterio para el Servicio del Desarrollo Humano Integral - es una historia desde las fronteras de varias partes del mundo. Aparecen rostros sufrientes, pies que caminan, bolsas llenas con lo poco que uno ha conseguido llevarse de casa. Pero también se ven gestos de solidaridad, abrazos, proyectos de acogida: el Papa recuerda a los cristianos que "el que acoge a un migrante, acoge a Cristo". 

En la sociedad actual, incluso en las naciones que se dicen cristianas, éste parece ser un concepto olvidado: de hecho hoy, denuncia Francisco, "en algunos países de llegada, los migrantes son vistos con alarma, con miedo", y esto lleva al "fantasma de los muros: muros en la tierra, que separan a las familias y muros en el corazón". Pero “los cristianos", advierte el Papa, "no podemos compartir esta mentalidad".

Huida y desarraigo
En los últimos años, el número de desplazados ha superado el de la Segunda Guerra Mundial. Según el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), durante el 2023 unos 110 millones de personas fueron desplazadas por la fuerza en todo el mundo. En este contexto, Francisco pide que a los migrantes se los acompañe, promueva e integre.

“Al drama que viven las personas forzadas a abandonar su tierra huyendo de guerras o de la pobreza, se une muchas veces el sentimiento de desarraigo, de no saber a dónde se pertenece”, se lamenta el Papa al inicio del video -que se estrena en el mes en que la ONU conmemora el Día Internacional del Refugiado (20 de junio). Y por eso pide "promover una cultura social y política que proteja los derechos y la dignidad del migrante. Y que los promueva en sus posibilidades de desarrollo".

Una nación universal
El tema de los migrantes y refugiados ha preocupado al Papa desde el inicio de su pontificado. Ya en la Exhortación Apostólica Evangelii Gaudium (2013) dijo: “Los migrantes me plantean un desafío particular por ser Pastor de una Iglesia sin fronteras que se siente madre de todos. Por ello, exhorto a todos los países a una apertura generosa que, en lugar de temer la pérdida de la identidad local, sea capaz de crear nuevas formas de síntesis cultural”. 

Años más tarde, en la Encíclica Fratelli Tutti (2020) invitaba a tener “un corazón abierto al mundo entero” y respetar “el derecho de todo ser humano a encontrar un lugar donde pueda [...] realizarse integralmente como persona”. Así como también, subraya la necesidad de desarrollar una “cultura del encuentro” en la cual haya puntos de contacto, se tiendan puentes y se proyecte incluyendo a todos. En ese sentido, el video renueva el pedido del Papa de no ser indiferentes ante la crisis migratoria.

Dios camina con su pueblo
En línea con la intención de este video mensaje, desde 1914, cada año la Iglesia invita a rezar por los migrantes en el marco de la Jornada Mundial del Migrante y Refugiado. “Dios camina con su Pueblo” es el lema elegido para la edición 2024 que se realizará el próximo 29 de septiembre. 

El prefecto del Dicasterio para el Servicio del Desarrollo Humano Integral que organiza y difunde esta jornada, Cardenal Michael Czerny, reflexionó: “El Papa Francisco nos recuerda que ‘Dios camina con su pueblo’. La Sagrada Familia tuvo que refugiarse en tierra extranjera porque la vida del Niño Jesús estaba en peligro. Todos estamos invitados a acoger, proteger, promover e integrar a las personas que abandonan su patria para salvar sus vidas o en busca de un futuro digno. Al proteger los derechos de los migrantes, se promueve el desarrollo humano integral de todos y las comunidades que acogen se enriquecen de múltiples maneras”.

Estados con responsabilidad fraterna
El Padre Frédéric Fornos S.J., Director Internacional de la Red Mundial de Oración del Papa, reflexiona sobre el drama de los migrantes y asegura: “Los migrantes que huyen de la guerra y el hambre, a menudo sobrevivientes de viajes desesperados, son objeto de batallas políticas. Es importante recordar que no son números ni estadísticas, son personas. Nuestras historias personales y colectivas están marcadas por la migración. En lugar de tratar los migrantes como una carga o un problema, debemos encontrar soluciones basadas en la compasión y el respeto por la dignidad humana. Esta mirada nace del Evangelio y de la oración y el magisterio de la Iglesia nos lo recuerda”.  

El Padre Fornos recuerda la reflexión de Francisco en Fratelli Tutti: “La verdadera calidad de los distintos países del mundo se mide por esta capacidad de pensar no solo como país, sino también como familia humana, y esto se prueba especialmente en las épocas críticas. [...] Solo una cultura social y política que incorpore la acogida gratuita podrá tener futuro”.

Nota de prensa de la Red Mundial de oración del Papa. 

Tomado de:
https://www.vaticannews.va/es/papa/news/2024-04/papa-pide-rezar-por-formacion-de-religiosos-testigos-creibles.html




ACTITUDES PARA LA VIDA COTIDIANA


ACOGER EL FORASTERO

“Por su propia dinámica, el amor reclama una creciente apertura, mayor capacidad de acoger a otros, en una aventura nunca acabada que integra todas las periferias hacia un pleno sentido de pertenencia mutua. Jesús nos decía: “Todos ustedes son hermanos”. (Papa Francisco).

¿Ves a los demás como extraños a ti o como hermanos verdaderos? ¿Hay alguien en las periferias de tu corazón?



MOSTRAR EMPATÍA Y COMPRENSIÓN

“La acogida es una expresión del amor, de ese dinamismo de apertura que nos impulsa a poner la atención en el otro, a buscar lo mejor para su vida.” (Papa Francisco).

Presta atención ¿quién necesita hoy de tu empatía, de sentirse acogido por ti?


PROMOVER LA INCLUSIÓN Y LA INTEGRACIÓN

“En la medida en que está impregnada por esta actitud de apertura y acogida, una sociedad se vuelve capaz de integrar a todos sus miembros, incluso a aquellos que por diversas razones son “extranjeros existenciales” o “exiliados ocultos”, como a veces, por ejemplo, se encuentran las personas con discapacidad o los ancianos.” (Papa Francisco).

Descubre en tus ambientes los exiliados ocultos y piensa de qué manera puedes integrarlos.


OFRECER AYUDA PRÁCTICA Y EMOCIONAL

“La respuesta al desafío planteado por las migraciones contemporáneas se puede resumir en cuatro verbos: acoger, proteger, promover e integrar…estar cerca de quienes vemos en situación de dificultad…reconocer el sufrimiento del otro y pasar inmediatamente a la acción para aliviar, curar y salvar. (Papa Francisco).

Pide a Jesús su corazón compasivo, para ayudar a quienes necesiten de tu ayuda concreta hoy.



SER SOLIDARIO

“Pero el criterio fundamental no está en la utilidad de la persona, sino en el valor en sí que esta representa. El otro merece ser acogido no tanto por lo que tiene, o que puede tener, o que puede dar, sino por lo que es.” (Papa Francisco).

¿Cuál es tu criterio? ¿Valoras al otro por lo que es? ¿Estás pendiente de que te agradezca tus servicios? Esto es básico a la hora de vivir una solidaridad auténtica.




RECURSOS EN LA RED

A. Cada Primer Viernes en Youtube, se pude buscar "El Video del Papa".

B. "Click To Pray" es una aplicación para teléfonos inteligentes (iOS y Android) en donde puedes unirte cada día a la red Mundial de Oración del Papa. Descarga ClickToPray [App Store] [Google Play]

C. Para comunicarnos:
apostolado.oración.peru@gmail.com




ESPECIAL: EL SANTÍSIMO CUERPO Y SANGRE DE CRISTO



Ofrecemos nuestras publicaciones dedicadas a esta Solemnidad.
Acceda AQUÍ

 










CORPUS CHRISTI


 

P. Adolfo Franco, jesuita.


La fiesta del Cuerpo de Cristo, se traslada en muchos sitios, como en el Perú, a este domingo, para que tenga el realce que se merece. Es una fiesta que se refiere naturalmente a la Eucaristía (que es el Cuerpo y la Sangre de Cristo).

Celebramos y con alegría el que Jesús nos haya regalado este sacramento de la Eucaristía. Así cumple Él la promesa hecha de estar con nosotros todos los días hasta el fin del mundo.

 Hay que detenerse y darle tiempo a este pensamiento: Dios está presente entre nosotros y yo me lo puedo encontrar realmente; Dios no es un Dios lejano a miles de kilómetros y miles de galaxias. Está aquí en nuestro barrio, a unas pocas cuadras de mi casa, y puedo tener un encuentro con El siempre que yo quiera. Eucaristía, presencia de Dios, alimento de nuestra vida, locura del amor de Jesús, que ha querido ser personalmente el alimento de nuestra existencia, nuestro consolador, nuestro apoyo y nuestro amigo.

Pero es notable la insistencia que da la Iglesia a destacar en esta celebración lo del CUERPO de Cristo, subrayando lo material de Jesucristo, su carne, en realidad su Cuerpo y su Sangre. El mismo Jesús había insistido en este aspecto "material" de su realidad, insistiendo en que hay que "comer su carne" (Jn 6, 53); y al narrar su En-carnación se destaca lo mismo en el Evangelio de San Juan "el Verbo se hizo carne" (Jn 1, 14).

"Esto es mi Cuerpo", "Esta es mi Sangre" (Mt 26, 27-28). Nosotros a veces espiritualizamos tanto la figura de Jesús, que perdemos de vista su realidad tangible, y lo tangible de El es su cuerpo. Cuando resucita insiste en lo mismo: "Palpadme y ved que un espíritu no tiene carne y huesos como veis que yo tengo" (Lc 24, 39). 

¡Qué fundamental es que se subraye en esta fiesta la importancia del cuerpo! Es bueno que meditemos en la importancia del Cuerpo de Cristo, y en la importancia del nuestro.

El cuerpo es al fin y al cabo un libro abierto de nuestra vida. En el de Cristo han queda-do grabadas las escenas de su vida. En El han quedado para siempre las huellas, las llagas, lo que hizo por entregarse a nosotros. En su Cuerpo se grabaron las espinas, y los azotes, el cansancio. Y además de ser un libro donde se han escrito los hechos de su vida, su Cuerpo es el reflejo de su espíritu: su vitalidad, su bon¬dad, la profundidad de su espíritu, su preocupación por los hombres; todo esto se reflejaba en su forma de mirar, en el tono de su voz, en la expresión de su boca. Esto es en resumen lo que es el Cuerpo de Cristo y lo que queremos celebrar con alegría.

Pero también es bueno que pensemos en nuestro propio cuerpo, el compañero donde se han ido marcando las etapas importantes de nuestra existencia; casi podríamos también decir que nuestro cuerpo es el libro de nuestra vida, nuestra biografía: las cicatrices de una enfermedad, cuántos recuerdos de angustia han quedado como arrugas de nuestro rostro: al mirar el rostro de un padre podríamos leer las preocupaciones por sus hijos, y en sus canas el esfuerzo con que ha enfrentado la vida para sacar adelante a la familia y superar los obstáculos de todos los días. El cuerpo se ha ido quedando marcado con este tatuaje. El cuerpo ha sido el mirador de nuestras alegrías, y el instrumento que ha experimentado los sufrimientos. Toda nuestra vida, lo mejor de nosotros mismos, está señalado en ese compañero, que a veces no apreciamos. Y nuestra alma está unida a nuestro cuerpo y se expresa a través de él: lo que llevamos dentro lo comunicamos por este cuerpo que es parte tan importante de nosotros mismos.

Al cabo del tiempo este nuestro cuerpo, a lo mejor encorvado, está manifestando a los demás una vida de trabajo y de fatiga, que la persona ha vivido como un servicio. No es un cuerpo simplemente desgastado, es la expresión de una persona que se ha entregado. Y el rostro, la expresión de nuestra mirada y de nuestro gesto, puede exteriorizar la paz y la tranquilidad que una persona ha ido logrando a base de controlar sus reacciones temperamentales, y es una manifestación de su confianza en Dios. Una mirada puede tener la luminosidad del que todavía tiene ideales, y sabe sonreír profundamente: ¡hay que ver cómo algunos ojos sonríen! Cuantas cosas de nuestra vida se manifiestan en nuestro cuerpo: no sólo cicatrices de operaciones (momentos especiales de dolor y de conversión), sino huellas más sutiles, que expresan aventuras de nuestro caminar con fe y esperanza en una vida, que no se presenta como fácil, pero que siempre está llena de riquezas. 

Y para este cuerpo nuestro, santuario de nuestro espíritu, viene el Cuerpo de Cristo para ser nuestro alimento, fortaleza, sostén. El Cuerpo de Cristo se nos da realmente aunque bajo las apariencias de pan y de vino, y se nos da porque El personalmente quiere renovar nuestro interior, pero entrando como comida y como bebida.

Al darle gracias al Señor por el milagro de su Cuerpo y de su Sangre, démosle gracias también por nuestro propio cuerpo y por nuestra propia sangre.



...

Agradecemos al P. Adolfo Franco, S.J. por su colaboración.

Para otras reflexiones del P. Adolfo acceda AQUÍ.




ESPECIAL SANTÍSIMA TRINIDAD

 


En la solemnidad de la Santísima Trinidad compartimos nuestras publicaciones dedicadas a este misterio insondable de Dios
Acceda AQUÍ






LA SANTISIMA TRINIDAD. Ciclo B


 LA SANTISIMA TRINIDAD (ciclo B)

Jesús nos descubrió en sus mensajes el misterio insondable de la Santísima Trinidad.

Compartimos la reflexión del P. Adolfo Franco, jesuita.

ACCEDA AQUÍ



 




Homilía de la Solemnidad de la Santísima Trinidad

 

 Compartimos la Homilía del P. José Ramón Martínez Galdeano, S.J.†

"Dios fue revelando el misterio de la Trinidad poco a poco. Pero con Jesucristo, el Mesías salvador prometido a los judíos, Dios nos abre del todo el corazón."

ACCEDA AQUÍ

OTRAS HOMILÍAS AQUÍ



Homilía de la Solemnidad de Pentecostés: Envíanos, Señor, tu Espíritu

 


Compartimos la Homilía del P. José Ramón Martínez Galdeano, S.J.†

"Esto es lo que hoy celebramos: El don del Espíritu Santo que Dios otorgó a su Iglesia para que realizase la misión que quería de ella."

ACCEDA AQUÍ

OTRAS HOMILÍAS AQUÍ



PENTECOSTÉS, Fiesta del Espíritu Santo. Ciclo B


PENTECOSTÉS

Jesús nos envía al Espíritu Santo para que nos guíe a la verdad plena.

Compartimos la reflexión del P. Adolfo Franco, jesuita.

ACCEDA AQUÍ




 




ESPECIAL VIRGEN DE FÁTIMA



Mi
Inmaculado Corazón
será tu refugio y el camino que te
conducirá
hasta
Dios


Estamos en mayo, mes donde se celebra la Fiesta de Nuestra Señora de Fátima, por ello compartimos nuestras publicaciones dedicadas a su devoción.